Bata: Día mundial de la lucha contra el Sida en Guinea


El día 1 de diciembre se celebra el día mundial de la lucha contra el Sida. Como el Sida es una enfermedad que azota todo África de forma brutal, ese día se celebra especialmente. Y como FRS es una fundación de sanitarios, pues como era de esperar teníamos que montar algo grande para hacer sensibilización. En este país los datos dicen que el 8% de la población está infectada pero, sin duda, ese dato es falso y el porcentaje es muchísimo mayor, sobre todo porque hay mucha gente que no sabe lo que es el Sida ni que existe, así que se enferman en sus poblados y mueren sin saber qué tipo de enfermedad han tenido. Y por otro lado porque existen muchos prejuicios sobre esta enfermedad, de manera que si alguien sabe que lo tiene no se lo dice a nadie para que no se haga público. Y lo más grave es que mucha gente que se infecta de Sida se enfada con la sociedad y con el sexo opuesto y como castigo decide transmitírselo a cuantas personas puede, como venganza y para “no morir solo”.

Mirad cuantas cosas terribles. Hace años se transmitió un bulo por África, porque como todos los occidentales llegaban aquí diciendo que tenían que usar condón para evitar que el Sida se propagase, empezaron a decir que los condones venían infectados de europa para contagiar a todos los africanos y acabar con ellos. Y todos lo creyeron, de forma que nadie lo usaba. Además hoy en día usar preservativo está mal visto porque es como dudar del otro, de que esté infectado, si yo te lo pido es porque creo que igual estás infectada. Además hay que tener en cuenta que la mayor parte de la población no tiene acceso a ellos o no puede comprarlos. Así que por uno u otro motivo no se usan preservativos y el Sida se está extendiendo a velocidad del rayo por todo el continente.
Para intentar que la gente se entere de en qué consiste la enfermedad y que sepan que se previene utilizando el preservativo montamos muchas actividades durante esa semana. Todos los días hubo alguna actividad como proyección de películas o documentales relacionadas con el tema. Pero el día grande fue el sábado, y lo celebramos en los Salesianos, con Don Bosco como invitado excepcional.
Hubo campeonatos de Futbol y Baloncesto, con MP3 y lápices de memoria para los equipos ganadores. Además varios colegios presentaron obras de teatro relacionadas con el tema y también hubo un grupo ganador. Durante todo el día hicimos juegos en los que los niños podían conseguir puntos para tener premios al final. A mi me tocó estar en el juego de los puzzles: tenía 3 mesas cada una con un puzzle de algo relacionado con el Sida. 3 niños o por equipos tenían que hacer los puzzles, y el primero que terminaba ganaba una serie de puntos que se les anotaban en una tarjetita. Siempre tenía la mesa llena de niños haciendo puzzles, creo que les gustó mucho y algunos repetían constantemente. Pero me resultó sorprendente cómo estos niños tenían verdaderas dificultades para hacer un puzzle de sólo 12 piezas. Eran realmente sencillos y la mayoría de ellos tuvieron serios problemas. A veces sólo tenían que darle la vuelta a una pieza que tenían al revés para completarlo, pero no lo veían, pasaban un rato mirando y no veían que sólo tenían que girar o mover una pieza. Estos niños tienen una falta de estímulos brutales y fui muy consciente de ello aquel día. Pero lo pasamos muy bien.



PABLO JUGANDO AL BALONCESTO
EL CAMPO CON LOS EQUIPOS DE FUTBOL EN PLENO CAMPEONATO
EN LA SALA DE ACTOS DE LOS SALESIANOS LOS NIÑOS PRESENTARON SUS OBRAS
Y ESTE FUE EL GRUPO GANADOR, A LOS QUE TAMBIÉN SE LES DIERON CAMISETAS DEL DÍA DEL SIDA
AQUÍ ESTABA YO, EN LA MESA DE LOS PUZZLES
MIRAD QUE PEINADO TAN MONO LLEVA ESTA NIÑA, LOS PEINADOS AQUÍ SON ALUCINANTES
A LA HORA DE COMER NOS FUIMOS UNOS CUANTOS AL POLLO-EXPRESS A COMER POLLO ASADO
Por la tarde hubo una carrera de 4 km por el paseo marítimo. Se apuntaron muchas personas, desde adultos a niños pequeñitos, así que en el último momento decidimos improvisar una carrera para los pequeñines de 100 metros y luego que los adultos corrieran por todo el paseo. Fue todo un éxito, se inscribieron muchos participantes, quizás porque el premio era una bici para el primero y otra para la primera en llegar.
INSCRIBIENDO A LOS PARTICIPANTES Y REPARTIENDO LA CAMISETA Y EL DORSAL
AQUÍ CON AMADOR, UN ESPAÑOL PREJUBILADO QUE TRABAJA VOLUNTARIAMENTE EN UN COLEGIO, Y ALGUNOS NIÑOS QUE SE APUNTARON
TODOS LOS NIÑOS PREPARADOS PARA EMPEZAR A CORRER, LO HICIERON MUY BIEN, CORRIERON MUYYY RÁPIDO AUNQUE HUBO ALGUNOS MUY CHIQUITINES QUE SE QUEDARON LOS ÚLTIMOS Y LLEGARON CON LA LENGUA FUERA.
AQUÍ LOS ADULTOS. YA CASI ERA DE NOCHE PARA CORRER CON EL FRESQUITO
ESTAS DOS NIÑAS TAMBIÉN CORRIERON, ESTABAN PARA COMÉRSELAS CON LAS CAMISETAS!
Por cierto que yo me pasé toda la tarde con un niño enganchado del brazo al que le estuve dando cariñitos y acariciándole la cabeza todo el rato. Después de más de 3 horas se me ocurre preguntarle a Pablo: oye este niño que es eso que tiene en la cabeza? Y me dice: tiña, no lo habrás tocado no? Y yo. Ummmm si, un poco, bueno, un mucho, la verdad es que llevo toda la tarde acariciándole la cabeza. Que???? y te has tocado luego tu la cara o el pelo?... pues si, la verdad, me he tocado el pelo y la cara todo el rato, como es normal, me toco e incluso puedo asegurar que me he comido las uñas... NOOOOOO bueno, pues esperaremos un mes a ver si me sale tiña, yo de momento me miro todos los días para ver si me empiezo a ver calvas, de momento parece que me estoy salvando. Si es que no puede ser, si es que soy un desastre...
Pero en estos días han pasado muchas más cosas. Por ejemplo mi salida a un pueblo del interior. Miriam, la farmacéutica de FRS está escribiendo un libro sobre plantas medicinales y medicina tradicional en Guinea. Así se recorre los pueblos del país y pide al curandero que la acompañe a la selva y le enseñe las plantas medicinales y ella les hace una foto y apunta para qué sirven. Así está recopilando poco a poco toda la información para posteriormente publicarla en un libro. Un día decidí ir con ella y ver cómo trabaja. Salimos temprano con el equipo de un centro de salud. Os acordáis que os conté que cada centro de salud del país tiene un área de influencia y que el equipo móvil debe salir a diario e ir recorriendo los poblados de su área para que, al menos de vez en cuando, tengan acceso a la salud?. Pues bien, con el equipo de Salud del centro de Machinda nos fuimos hacia un pueblo que está en el norte, a sólo 2 km de la frontera con Camerún. El curandero de ese poblado pertenece a una familia de pigmeos y yo me moría de ganas de verlos. La verdad es que cuando los vi, en un primero momento me parecieron niños, y luego pensé que no era para tanto, que me llegaban por el hombro, claro que yo tampoco es que sea muy alta, así que la conclusión es que si que eran bajitos. Pero no pudimos hacerle fotos porque el horno no estaba para bollos. Nos sentamos con el, su mujer y su hijo y los del equipo de salud, que hablan fang, el idioma de aquí, para que nos tradujeran. Ellos les explicaron todo y se quedaron larrrrgo rato pensando. Miriam les hablaba y a pesar de que entienden español no contestaban ni la miraban. Y al rato dicen en Fang que hay que pagarles 30 euros por enseñarnos una planta y un árbol. Estamos locos o que? Miriam se indignó bastante y con mucho respeto les dijo que nanai de la china, que se guarde su sabiduría para el y otros señores pigmeos. Luego nos contaron los del pueblo que son muy suyos, que son introvertidos y que no comparten nada con nadie. Además habitualmente viven dentro de la selva. De vez en cuando sale una familia y se establece en un poblado. Pero una mañana se levanta el hombre diciendo que ha soñado con el espíritu que le ha dicho que tiene que volver a la selva, y con las mismas cogen sus cosas esa mañana y se vuelven a meter y no se les ve nunca más. Dicen que los curas del Congo están fritos con eso, porque hay muchos, y los reúnen, les construyen escuelas, hospitales, casas... y de pronto un día se levantan con la llamada del espíritu de la selva y se marchan todos y los dejan colgados con sus escuelas y centros de salud. Que choque cultural tan grande verdad? Es impresionante. Y dicen que son los que más saben de medicina tradicional, pero si no lo quieren compartir poco podemos hacer nosotros no?. Finalmente la partera del poblado quiso acompañarnos y enseñarnos todo lo que ella conocía, que no era poco. Así que nos fuimos selva adentro y fuimos apuntando y fotografiándolo todo:
MIRIAM Y PEPE, UNO DE LOS DEL EQUIPO DE SALUD CON EL QUE IBAMOS
NOS ADENTRAMOS EN LA SELVA POR EL CAMINO QUE TIENEN ELLOS HECHO CON PEPE Y LA PARTERA
MIRIAM HACIENDO FOTO A UNA PLANTA, Y YO IBA APUNTANDO
CUANDO TERMINAMOS NOS SENTAMOS EN LA “CASA DE LA PALABRA”. EN CADA POBLADO HAY UNA PARA QUE LE PUEBLO SE PUEDA SENTAR ALLÍ A CONVERSAR Y DEBATIR SOBRE TEMAS DE INTERÉS COMÚN. ESTA CASA DE LA PALABRA LA HABÍAN DECORADO CON AZULEJOS EN LA ENTRADA CON LA QUE HABÍAN ESCRITO REAL MADRID, EL FUTBOL AQUÍ ES UNA PASIÓN, TODOS SON DEL MADRID O DEL BARCELONA
La experiencia de aquél día fue única, muy bonita, a pesar de que volviendo casi me desmayo del mareo. Es que yo me mareo en el coche y esos caminos de tierra llenos de agujeros, dando botes... uf casi doy el espectáculo, pero aguanté como una campeona más de una hora hasta que volvimos a Bata.
Es muy interesante porque aquí la gente de los poblados viven de lo que cazan en la selva, es decir, que llega la hora del almuerzo y se meten en la selva a cazar, salen con lo que hayan cogido y lo cocinan y se lo zampan. Puede ser un mono, una boa, un armadillo o un pangolín, lo que sea. Aquí la verdad es que hay de todo, hasta orangutanes, elefantes y cocodrilos. Pero a mi me hace mucha gracia, porque se podría decir que la selva es como el mercadona de esta gente, van allí, cogen lo que necesitan y a comer. El el suelo les da yuca, papaya, plátanos... es una zona tannnn rica que no pasan hambre. Bueno, si tienes quien salga a cazar, los grupos más vulnerables pasan absoluta miseria. El problema es que no tienen agua corriente, ni letrinas, ni basureros... y desarrollan muchas enfermedades curables de las que mueren en sus poblados: malaria, diarreas, fiebre tifoidea...
También hemos hecho otras dos excursiones en estos días. La primera de ellas fue a un río del interior. El objetivo era llegar hasta una catarata pero no lo conseguimos. Nos hicimos unos bocatas, cogimos el coche y nos fuimos en dirección a un río buscando un barquero que nos cruzara para caminar por la selva hasta llegar a unas cataratas. Llegamos a un poblado y preguntamos cómo llegar al río y encontrar al señor del cayuco pero nos dijeron que el camino estaba cortado porque el puente de madera se había roto y que había que dar un buen rodeo por caminos de selva. El hombre se ofreció a llevarnos hasta allí a cambio de que le diéramos “la voluntad”. Así que lo montamos en el coche y nos guió durante más de media hora por caminos de esta guisa.
EN EL COCHE BUSCANDO EL RÍO
Llegamos hasta un mini-poblado compuesto por 6 casitas y una casa de la palabra, en la que había 3 hombres. Nos dijeron que el señor del cayuco se había metido por la selva para cazar y que volvería tarde, que no nos podía cruzar al otro lado. Ohhhhh nuestro gozo en un pozo. Nos quedamos un rato charlando con ellos, de lo dura que es la vida en la selva, de lo mal que está el país... y luego le pedimos al hombre que nos había llevado hasta allí que nos llevara hasta el río y verlo al menos. Pasamos andando como media hora o así hasta que llegamos a un río precioso y decidimos comernos allí nuestros bocatas mientras Joaquín, nuestro improvisado guía, nos contaba historias de boas que se comen a la gente. A mi se me ponía el cuerpo malo porque decía que por allí, a la orilla del río, había muchas, y que se escondían al ruído de los hombres y cuando veía uno a tiro salía al ataque. Claro que no teníamos de qué preocuparnos, una boa puede comerse a un niño de un tirón pero un adulto no le cabe, de forma que te empieza a comer por la pierna y cuando llega a la cintura se atora. Que la visión es muy agradable y yo me quedé muy tranquila. Sobre todo porque el llevaba un machete de tamaño descomunal y decía que no nos preocupáramos, que el le cortaba la cabeza a la boa si pasaba algo y no había problema. Muy tranquilizador, la verdad. Pero echamos un rato muyyy bueno y, sobre todo, nos reímos un montón.
MERCÉ Y YO EN EL POBLADO ANTES DE BAJAR AL RÍO
EN LA CASA DE LA PALABRA TENÍAN AMARRADO UN MONITO QUE SE HABÍA QUEDADO HUÉRFANO
HABÍA UN HOMBRE TEJIENDO CON CAÑA UN CESTO
Y OTRO QUE CON UN CUCHILLO QUE CORTABA MÁS QUE EL DE JAMÓN DE MI CASA SE HACÍA UN ESPANTAMOSQUITOS. LE QUITABA EL CENTRO DURO A ESAS HOJAS QUE TENÍA EN EL SUELO Y ESTABA HACIENDO UN RAMO CON LOS CENTROS, LUEGO LO AMARRA PORUNA ESQUINA Y YA ESTÁ LISTO PARA MATAR MOSQUITOS. Y PUEDEN PASAR TODA LA TARDE PREPARANDO EL ESPANTAMOSQUITO!
POR EL CAMINO YENDO HACIA EL RÍO
COMIENDO EN EL RÍO
VOLVIENDO HABÍA ZONAS DONDE LA VEGETACIÓN ERA MUY DENSA. Y YO ME ACORDABA CONTINUAMENTE DE LA BOA...
EN EL CAMINO DE VUELTA VIMOS QUE VENDÍAN MONOS EN LA CARRETERA. PUEDES VER CUALQUIER COSA COLGADA DE UN PALO, LAS CAZAN EN LA SELVA Y LAS VENDEN, DESDE SERPIENTES DE 4 METROS A ESTO QUE VEIS, QUE SON LOS BRAZOS DE UNOS MONOS INMENSOS
AQUÍ UN POCO MÁS DE CERCA
POR EL CAMINO PARAMOS EN UN EDIFICIO COLONIAL, UNA ANTIGUA MISIÓN PRECIOSA
La otra excursión de estos días ha sido a Evinayong, una ciudad del interior del país. En FRS hay 3 españoles enfermeros que trabajan en centros de salud del interior del país. Dos de ellos son Maria y Jose Tomás, una pareja de enfermeros de 22 años que viven solos en puntos del interior. Sólo vienen a Bata los fines de semana y nos llevamos muy bien con ellos. Nos habían dicho muchas veces que fueramos a visitarlos y nos decidimos por fin. Como el sábado pasado tuvimos que trabajar nos dieron el lunes libre, nos fuimos para allá el domingo y nos volvimos el lunes. Y ha sido una pasada. Nos fuimos Pablo, Mercé y yo, que somos piña y estamos siempre juntos, así que cogimos un coche de FRS y nos fuimos de paseo al interior. Y han sido dos días de auténtico relax, porque es como un pueblo, una ciudad muy pequeñita con cuatro calles asfaltadas, casi sin un coche, rodeada de selva, con poca luz eléctrica, y con un clima muy fresquito, que hasta nos tapamos con la sábana por la noche, que gusto por dios, con el calor que hace en Bata! Y no hicimos nada más que pasear, dormir y comer. Ah bueno, e inventar negocios para hacernos ricos casi sin trabajar, que eso es lo mejor del mundo. Así que nos reímos y ha sido como una cura. Porque estamos muy quemados en Bata, sobre todo de compartir casa, y madre mía que duro es esto de compartir casa, a mi se me está haciendo pesadillezco, sobre todo porque la gente no sabe convivir y se creen que tienen criada permanente, y eso a mi me pone mala. Menos mal que se van en breve de vuelta definitiva a España y nos quedamos sólo Pablo, Mercé y yo compartiendo casita, que vamos a estar de lo más agustito los tres comiendo guisos. Ummmm que ricos.
MERCÉ Y YO CON JOSE TOMAS EN LA PUERTA DE SU CASA
FUIMOS A VISITAR EL CENTRO DE SALUD QUE ESTÁ EN UN RECINTO JUNTO CON LA IGLESIA, LA ESCUELA Y LA CASA DE LAS MONJAS, ERA UNA PRECIOSIDAD, ESTE ES TODO EL COMPLEJO
EL CENTRO DE SALUD

UNAS DE LAS AULAS DE LA ESCUELA, QUE LAS TIENEN LAS HERMANAS IMPECABLES, MÁS QUISIERAN ALGUNAS ESCUELAS ESPAÑOLAS
AQUÍ OS PONGO A UNOS NIÑOS PARA QUE VEÁIS QUE ESTÁN PARA COMÉRSELOS, CON ESOS PEINADOS...
Y bueno, termino el post haciendo referencia a la playa, a la que vamos continuamente porque es lo que nos da la vida aquí, lo que nos sirve para despejarnos, así que no dejamos de ir.
EN LA PLAYITA, AQUÍ HABLANDO CON MI MADRE POR EL MÓVIL, NO ESTOY MALOTA, NO
Y otra cosa que os quería comentar es respecto al castellano-guineano. Aquí hablan un español muy peculiar, diferente del nuestro en entonación y palabras y lo hablan, en general, muy mal. Bueno, aquí si preguntas cómo estás no te responden ni bien ni mal, te dicen un poco bien o un poco mal. Pero hacen un uso del castellano muy malo, porque su lengua original es el Fang, que lo hablan muy bien, claro está, pero el castellano lo llevan fatal. Y eso se nota no sólo cuando hablas con ellos, sino que todo lo que está escrito lo escriben con todos los errores posibles. Y para poneros un ejemplo me despido con un anuncio de la cerveza la Guineana, anuncio que está por toda la ciudad y que hace que nos meemos de la risa cada vez que lo vemos. Con la etiqueta de las botellas de agua pasa lo mismo, pero esa os la pongo otro día. De momento os dejo esta joya y me despido hasta el siguiente post. Besos!!
Pablo Troncoso Web Developer

9 comentarios:

  1. Qué monada de niños, Elena. Con respecto al cole, ya quisiera yo que mi insti estuviera así y que los niños estuvieran así sentaditos y calladitos, jaja. Besos.

    ResponderEliminar
  2. Hola Helen, como estás al tanto de cómo hemos hecho las Indias, para qué te voy a contar, ya estamos las dos agüelis soñando con el próximo viaje. Hay gente que les une las birras y a nosotros tiene que ser con el culo en otras tierras.
    Los paisajes de este reportaje son alucinantes, y los niños..... traete uno, con su madre si quiere.
    Un achuchon fuerte a los dos que os queremos. ¡muac¡

    ResponderEliminar
  3. Espero que ademas del madrid y el barça tambien hagais aficion del sevilla ya que estais ahi un besote fuerte

    ResponderEliminar
  4. Que bonitas las fotos de la selva, Helen, pero que miedo pasarias no?, me lo imagino.
    Las niñas llevan unos peinados mu graciosos, espero que no te hayan contagiado la tiña.
    Lo del Sida es terrible, que pena que no haya mucha conciencia del tema.
    La playa tiene que ser una pasada, tan solitaria, que guay.
    Deseo que esteis bien, dentro de lo que cabe.
    BESITOSSSSSS.
    .

    ResponderEliminar
  5. Cuñá vaya pasada de selva, que bonita! Cuidado cuando volváis a ver si la boa te está esperando todavía...
    Es muy importante vuestra labor a la vez que arriesgada, yo sé positivamente que no estoy preparada para estar allí, por eso admiro mucho vuestra entrega y valor. Os queremos . Besos

    ResponderEliminar
  6. Hola Pablo y Elena:
    Cada historia es una asombrosa vivencia, desconocía ese bulo de los condones.
    En estas entrañables fechas queremos desearos que paséis una FELIZ NAVIDAD aunque seguro con la morriña de España.
    Este año ha estado marcado por la crisis y dificultades económicas, esperamos que el próximo año 2012 se superen y venga cargado de bonanzas.
    Os invito a leer este peculiar Cuento de Navidad para la crisis.
    Un abrazo.

    ResponderEliminar
  7. Bizente VLC/BCN/TFE...22 de diciembre de 2011, 2:01

    Nos parece y nos reúne", jajaja. Genial las movidas de los pigmeos. Andaba estos días leyendo a Javier Reverte ("El sueño de África", ISBN 978-84-9908-637-8), y cuenta cosas muy parecidas de este curioso pueblo, y que te intentan cobrar hasta por respirar su aire. También cuenta cosas muy interesantes desde el punto de vista histórico, muy curiosas y muy útiles sobre otros países de África, que no os deben quedar lejos. Os gustaría este libro, seguro. Selva, boas, tiña, bocadillos de mono, pigmeos: Estáis hechos unos aventureros, solo os faltan las botas de montar a caballo (buenas para que no te muerdan las serpientes por la selva) y el salacot, jajaja.

    Qué tengais Felices navidades y entréis bien en 2012. Por aquí sigue la crisis, y su origen, (el mangoneo-choriceo), como nunca, que no se corta ya ni el rey, con su campechanía legendaria...¡¡¡Un fuerte abrazo!!!

    ResponderEliminar
  8. Hola chicos que lindo es recibir siempre noticias de ustedes,les mando un beso gigante a los dos y que tengan muy buenas fiestas y un muy pero muy buen año nuevo y que sigan viajando por la vida.
    Los quiero mucho siempre miro las fotos que nos sacamos en el rio.
    saludos desde Argentina
    Marcelo

    ResponderEliminar
  9. Marcelooo argentinito querido, que alegria ver que sigues a nuestros niños, igual ya no ves esto, pero por si, te mando un abrazo con mucho cariño, eres como de la family.
    yo tambien tengo la foto del rio y me gusta mucho verla. un beso grande. y otro para mis niños del alma os quiero.
    Yoli

    ResponderEliminar